Content on this page requires a newer version of Adobe Flash Player.

Get Adobe Flash player

Experiencia de la Asociación: Formación de la Joven Guanajuatense A.C. Una reflexión de labores

Formación de la Joven Guanajuatense A.C., integrante activa de la Red Nacional de Refugios, ofreció una ponencia para la Universidad de Guanajuato impartida por la Licda. Adriana Arroyo Florentino, quien compartió en la misma la experiencia que ha tenido la asociación en tanto su evolución temporal y las acciones que han ido innovando en cada proceso de crecimiento. Esta acción permite la generación de espacios de intercambio entre la academia y la sociedad civil, pieza clave de nuevos conocimientos y enriquecimientos institucionales y desarrollo de estrategias para la nutrición organizacional, social y profesional. El impacto del trabajo se refleja al interior con las personas que son atendidas, pero también al exterior con la visualización del trabajo en espacios como este, donde se reconoce la importancia de la labor, coordinación y liderazgo de actores y actoras sociales. Se retoma parte de la presentación original de la misma ponencia.

La experiencia vivida a lo largo de estos 15 años de trabajo arduo con mujeres que sufren violencia ha sido de un gran aprendizaje ya que al principio teníamos muy buenas voluntades pero cero de experiencia en campo naturalmente, aunque hubiéramos pasado por cientos de capacitaciones en atención en violencia intrafamiliar, el trabajo fue sumamente pesado ya que en un inicio no se nos tomaba en serio pensaban que nuestro trabajo jamás generaría frutos y que los espacios físicos servirían para ingresar a mujeres en situación de calle, en este tiempo tuvimos que abrir las puertas al Refugio a mujeres de toda la República y incluso extranjeras, ya que se argumentaba que en la ciudad no existía la violencia familiar, esto fue posible por el hecho de pertenecer a la Red Nacional de Refugios, posteriormente fuimos las locas que trajimos la violencia a la ciudad ya que antes no existía, cosa totalmente errónea lo que pasa es que la violencia no se había visibilizado aun en la ciudad y aunque atendíamos a gran población de mujeres de la misma nos encontrábamos con el típico “No pueden llamarlo para que lo regañen y así podamos vivir en paz”, lo cual se convirtió en un reto enorme para nosotras porque nos encontramos con la gran responsabilidad de capacitarnos en el conocimiento en masculinidad por que no era justo satanizar a las parejas de estas mujeres que sabemos son producto de los ideales generacionales donde se etiqueta a las mujeres con un rol determinado e igual que a los hombres.

 

Actualmente nuestro trabajo ha cambiado es decir la historia es otra totalmente diferente ya que el trabajo que realizamos a duras penas nos alcanza para atender a mujeres Guanajuatense e incluso los esfuerzos son más ya que antes atendíamos a un promedio de 7 a 9 familias cuando teníamos refugio totalmente lleno y actualmente se está trabajando con un total de 14 familias.

 

También debo agregar que la experiencia ha ido modificando nuestra atención al principio todo el proceso se enfocaba en fortalecer a la mujer, en lograr que ella no volviera al círculo de violencia en el que se encontraba inmersa, ahora entendimos que eso solo cortaba el problema superficialmente y que si realmente queremos un cambio radical en la sociedad teníamos que atender a la par a los niños y niñas que ingresan con sus madres al Refugio y que logrando que ellos conozcan y reconozcan la equidad de Género nos garantizará cambios sustanciales en los roles de las generaciones futuras.

 

Debo agregar que las satisfacciones han sido muchas en primer lugar las usuarias se quedan por su propia voluntad desde el inicio hasta el término de proceso cosa que no en todos lados suceda, el ver a las mujeres con sus hijos e hijas fortalecidos, ellas trabajando y ellos estudiando, nos da una gran satisfacción ya que significa que nuestros esfuerzos en este trabajo no han sido en vano y esto lo sabemos porque al egresar las usuarias damos un seguimiento para verificar si siguen con su plan o proyecto de vida y en caso contrario seguir fortaleciendo y apoyando de aquí se desprende nuestra cara pública que es el Centro de Atención “ MI CASA” en el cual se atiende a mujeres, niños y niñas que por contar con alguna red de apoyo o la violencia no llega a poner en peligro su integridad pueden asistir a terapias psicológicas y legales y en este mismo lugar atendemos a ex usuarias del Refugio ya que entendemos que una vida de violencia no se puede curar en tres meses con un proceso de terapia breve.

Labora para las mujeres iniciando con niñas desprotegidas, pero a partir de 1998 el trabajo se volvió más integral comenzando con el apoyo a mujeres que sufren violencia y que su vida y/o integridad física corren riesgo, en compañía de sus niñas, niños y adolescentes, en un inicio laborando con mujeres de toda la República e incluso con mujeres Españolas, Francesas, Guatemaltecas, Salvadoreñas, Hondureñas, etc. aprendiendo de esta manera que la violencia es un idioma universal.

 

Evolución

 

En este trabajo hemos ido viviendo cambios en la atención de proceso de empoderamiento a estas mujeres receptoras de Violencia Familiar iniciando con una directora, una trabajadora social, una enfermera y un abogada, ahora contando con un equipo de trabajo de 22 personas entre Directora, administrativo, trabajadoras sociales, enfermeras, psicólogas para usuarias y psicólogas para niñas, niños y adolescentes, guardias de seguridad, etc, lo cual ha hecho la diferencia en un proceso asertivo para estas mujeres que día a día llegan a Refugio y recibiendo un total de 14 familias por mes.

 

Primeramente se cuenta con un centro de atención que es nuestra cara pública en él se proporciona atención psicológica, legal y canalización a mujeres que sufren violencia pero que cuentan con redes de apoyo y que no necesariamente necesitan atención dentro del Refugio, en caso contrario y de acuerdo al Manual del Inmujeres la atención dentro del refugio es la siguiente:

 

a) Trabajo Social

b) Psicologíaparapoblaciónadulta

c) Psicología Infantil

d) ÁreaJurídica

e) AtenciónMédica

f) Capacitación y Formación

 

Conclusiones

Con esta presentación, Formación de Joven Guanajuatense en el marco del “Encuentro Nacional por una Cultura de la Paz” expuso de manera clara las atenciones que se brindan dentro de su centro externo y espacio de refugio, así como esclareció los desafíos que enfrentaron en la solidificación de su labor. Desde la Red Nacional de Refugios, reconocemos el trabajo arduo que realiza la organización, así como las estrategias que ha generado para el empoderamiento de las mujeres, la resignificación de la vida y la libertad de las mujeres, así como la prevención, atención y erradicación de la violencia familiar y de género.

 

 

Red Nacional de Refugios. México, 2014. Todos los derechos reservados. Sitio web diseñado en AIRE.